Hipertensión

Hipertensión ¿Cómo identificarla?

17 May 2022 Blog

El 17 de mayo se conmemoró el Día Mundial de la Hipertensión, una fecha para reafirmar la importancia de monitorear la presión arterial y promover hábitos de vida que ayuden a prevenir y controlar la condición.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Hipertensión o Hipertensión Arterial es un trastorno por el cual los vasos sanguíneos tienen persistentemente una tensión elevada. Dicha tensión se genera por la fuerza de la sangre que empuja las paredes de los vasos sanguíneos (arterias) cuando el corazón bombea. Cuanto más alta es la tensión, más dificultad tiene el corazón para bombear.

La lectura de la presión arterial se determina en milímetros de mercurio (mm Hg) y tiene dos números:

  • Presión sistólica: es el valor superior y mide la presión en las arterias cuando el corazón late.
  • Presión diastólica: es el valor inferior y mide la presión en las arterias entre los latidos.

Los signos más recurrentes cuando la persona padece esta enfermedad son: cefaleas (dolor de cabeza) en las mañanas, sangrado nasal, ritmo cardíaco irregular, cambios en la visión y zumbido en los oídos: mientras que las formas más graves incluyen fatiga, náuseas, vómitos, confusión, angustia, dolor en el pecho y temblor muscular.

Si este padecimiento no se trata debidamente, puede causar dolor de pecho persistente (llamado también angina de pecho), ataques cardiacos, insuficiencia y arritmia cardiacas, que puede terminar en muerte súbita.

 

Señal de alarma

Entre 1 y 2% de los pacientes desarrollarán crisis hipertensiva en algún momento de su vida. Por lo tanto, es importante conocer las señales para saber identificarla como: presión arterial sistólica o valor superior mayor o igual a 180mmHg o cuando la presión arterial diastólica o valor inferior es mayor o igual a 110mmHg.

 

Algunos de los signos y síntomas de una crisis hipertensiva son:

  • Dolor de pecho intenso.
  • Dolor de cabeza intenso, acompañado por confusión y visión borrosa.
  • Náuseas y vómitos.
  • Ansiedad grave.
  • Dificultad para respirar.
  • Convulsiones.
  • Falta de reacción.

El tratamiento de la crisis hipertensiva podría comprender la hospitalización para el tratamiento con medicamentos por vía oral o intravenosa, por lo que es muy importante que usted consulte con el médico si presenta alguno de estos síntomas.

 

Una vida saludable

Si usted ya tiene un diagnóstico de presión alta es de gran importancia que siga las siguientes recomendaciones:

  • Tomar sus medicamentos de la forma correcta, todos los días a la misma hora y sin suspender o interrumpir el tratamiento sin que su médico se lo indique.
  • Seguir el control de manera regular tal y como se lo indique su médico, asistiendo a las citas de control, así como a los exámenes que se le indiquen.
  • Tener un estilo de vida saludable y activo.
  • Evitar el consumo de tabaco, alcohol y exceso de sodio.

Además, es importante realizar toma de presión arterial con regularidad y corroborar que el tratamiento funciona.

Los monitores caseros de presión arterial son útiles, sin embargo, es importante entender que no reemplazan las visitas al médico. Asegúrese de usar un dispositivo validado y que el mango tenga buen calce. La American Heart Association (Asociación Americana de Cardiología) no recomienda aquellos dispositivos que midan la presión arterial en la muñeca o en el dedo porque pueden arrojar resultados menos fiables.

Esperamos que esta información le ayude y que tanto el paciente de hipertensión arterial, como su familia tengan mayor consciencia sobre los cuidados de la enfermedad.

Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Search

+